Imagen: Cámara Electoral de Santa Fe

¿Cómo se cuentan los votos?

¿TENÉS MÁS DÁTOS SOBRE
ESTE TEMA? ¡SUBILOS!

El Tribunal Electoral de Santa Fe negó la posibilidad de abrir todas las urnas para hacer un recuento y dio inicio al escrutinio definitivo. ¿Qué diferencia el resultado provisorio del definitivo, y cuándo se abre una urna?

Los resultados provisorios de las elecciones en Santa Fe dieron como ganador al candidato del Frente Progresiste Cívico y Social (FPCyS), Miguel Lifschitz, pero solo por dos mil votos de diferencia con el segundo, Miguel del Sel (PRO), y 26 mil con respecto al tercero, Omar Perotti, del Frente para la Victoria (FpV). Esta situación generó acusaciones cruzadas sobre la validez de los datos, y tanto el PRO, el FpV y el Frente de Izquierda y de los Trabajadores (FIT) pidieron que se abran todas las urnas para volver a contabilizarlas, algo que el Tribunal Electoral de Santa Fe rechazó y comenzó con el escrutinio definitivo.

En este contexto, el Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (Cippec), organización que trabaja con distintos gobiernos brindando asistencia para la utilización de sistemas de votación y en su evaluación (entre ellos el de Santa Fe), precisó cómo se cuentan los votos:

Una vez cerrada la votación, las autoridades de mesa junto con los fiscales partidarios cuentan los votos, y los anotan en el acta, el telegrama y los certificados de escrutinio, que deben firmar todos. Cada fiscal se queda con un certificado, y otro se agrega en la urna. Los telegramas sirven para el escrutinio provisorio, que se suele dar transcurridas unas horas del cierre de votación, y que, en general, no contabiliza todas las mesas ya que “siempre hay telegramas mal confeccionados (incompletos o son inconsistentes), que no se pueden leer, o que no llegaron a transmitirse”, señala el trabajo.

Una vez obtenido este resultado, que no tiene valor legal, comienza el recuento definitivo, a cargo de la Junta Electoral y en base a las actas. Además, la Junta Electoral debe definir sobre los reclamos (por ejemplo, los votos impugnados).

“Durante el escrutinio definitivo los partidos cotejan el contenido de las actas de cada mesa con el de los certificados que consiguieron sus fiscales. Si hay discrepancias los partidos pueden reclamar. Solo si la Junta decide que los reclamos son fundados, no hay acta de la mesa, o ésta presenta errores o signos de haber sido adulterada se abre la urna en cuestión“, agrega Cippec.

Es decir que por esta razón se considera caso por caso para llegar a abrir una urna. Los resultados del escrutinio definitivo son los únicos válidos legalmente para definir un ganador y realizar el reparto de cargos.

Acá, un resumen del proceso elaborado por Cippec.

donantes

Dejá un comentario (si contiene agresiones no se publicará)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *