Crédito: SBASE

Subtes cada tres minutos: qué dice el compromiso del Gobierno de la Ciudad y qué líneas lo cumplen

¿TENÉS MÁS DÁTOS SOBRE
ESTE TEMA? ¡SUBILOS!

Horacio Rodríguez Larreta se comprometió a que los subtes en 2017 tendrían una frecuencia de tres minutos en hora pico. Qué líneas cumplen la promesa y cuáles son las más usadas.

Además del corrimiento horario que rige desde hoy en el subte de la Ciudad, el gobierno de Cambiemos se comprometió a alcanzar en 2017 una frecuencia de tres minutos promedio en todas las líneas del la red durante las horas pico (de 8 a 10 y de 18 a 20). Este fue uno de los 50 compromisos que Horacio Rodríguez Larreta se propuso alcanzaron, en distintas áreas y en diversos períodos, durante su mandato como jefe de Gobierno porteño. Pero, ¿se está cumpliendo este compromiso? ¿Qué dicen los datos?

El plan fue puesto en marcha en 2016, primero, en las líneas B, C y D ya que esto beneficiaba al 70% de los pasajeros, según indicó el Gobierno porteño en la página oficial de seguimiento de este compromiso de gobierno. En 2017, la propuesta se extendió a la A y a la H, para lograr que este año cinco de seis líneas (todas excepto la E) tuvieran una frecuencia cercana a los tres minutos promedio entre formaciones en hora pico.

Al observar los datos de frecuencias en horas pico de octubre de 2017, último mes con datos publicados, sólo la línea B alcanzó un tiempo promedio menor a tres minutos (02:54 minutos). Si bien todas las frecuencias mejoraron desde que Rodríguez Larreta anunció el compromiso en febrero de 2016, las otras líneas no cumplieron con el objetivo establecido por el Gobierno porteño para este año: la A casi lo cumple, ya que tuvo un promedio de 03:01 minutos, la D tuvo 03:07 minutos, la C y la H llegaron a 03:10 minutos y la E, muy lejos, alcanzó los 5:38 minutos.

En relación a los segundos de demora, desde el Ministerio de Transporte de la Ciudad contestaron a Chequeado que no se trata de un “problema sistémico” y consideraron que los retrasos se justifican por diversos eventos, como pueden ser “una demora de un coche al esperar a pasajeros o por una manifestación que altera por segundos el movimiento de coches”.

“Sin embargo, esa demora en la hora pico genera un aumento en la cantidad de personas que suben al subte e implica que haya más amontonamiento”, lo que impacta en la calidad del servicio, explicó a este medio Juan Pablo Martínez, miembro del Instituto de Transporte de la Academia Nacional de Ingeniería y ex director del Posgrado en Ingeniería Ferroviaria de la Universidad de Buenos Aires (UBA).

Desde Metrovías, la empresa que ofrece el servicio desde 1994 y hasta diciembre de 2018, cuando se licitará nuevamente la concesión, explicaron a Chequeado que la diferencia de siete o diez segundos, por ser valores tan pequeños, “no impacta en la percepción de los usuarios”.

Más allá de los segundos que separan a las líneas A, C, D y H de cumplir el objetivo que se planteó el Gobierno porteño, la línea E todavía está lejos de lograr los tres minutos de frecuencia.

¿Cuántos pasajeros se ven impactados por estos cambios? Los ramales más cercanos a los tres minutos de frecuencia (líneas A, B, C, D y H) representan el 93% de los casi 300 millones de pasajeros anuales del subte porteño. Desde el Ministerio destacaron a este medio que actualmente en la línea E, la única que incumple el compromiso ampliamente y que representa el 7% restante, se están realizando obras de extensión. Estas obras comenzaron bajo la órbita del Gobierno nacional en 2007, pero en diciembre de 2015, antes del compromiso de la gestión de Rodríguez Larreta, pasó a manos del Gobierno porteño.

Según un relevamiento de Chequeado, en base a datos de molinetes del mes de octubre de 2017 que publicó el sitio oficial Buenos Aires Data, a las 8 de la mañana -comienzo del primer segmento de hora pico del día- las estaciones con mayor ingreso de pasajeros en promedio fueron dos de la línea B (Rosas y Federico Lacroze), una de la A (San Pedrito), una de la C (Constitución) y una de la D (Congreso de Tucumán).

Si se tiene en cuenta el segundo segmento de hora pico del día (a las 18) las estaciones que recibieron más usuarios fueron dos de la línea B (Leandro N. Alem y Florida), una de la A (Plaza de Mayo), una de la C (Retiro) y una de la D (Catedral).

Rafael Gentili, ex legislador porteño por Proyecto Sur (lista encabezada por Fernando “Pino” Solanas) y coordinador general de Subte.Data, un área especializada del Laboratorio de Políticas Públicas que depende de la Universidad de Río de Janeiro, señaló a Chequeado que los motivos de demora pueden agruparse en tres ejes: “La falta de coches, el despacho de menos coches de los que se tiene y las fallas técnicas o del servicio”.

donantes