Mentiras y verdades del candidato porteño más votado

¿TENÉS MÁS DÁTOS SOBRE
ESTE TEMA? ¡SUBILOS!

Horacio Rodríguez Larreta, el candidato del PRO que ganó en las elecciones del domingo último, se refirió a la mortalidad infantil, la deuda pública, la educación y el sistema electoral. Un análisis de sus dichos pre y post PASO.

Durante la campaña para las elecciones primarias y luego de ellas, el candidato del PRO Horacio Rodríguez Larreta, quien obtuvo el 28,4% de los votos y superó a su rival en la interna partidaria, Gabriela Michetti, se refirió a la situación de la mortalidad infantil, la deuda pública, la matrícula escolar y los balotajes en la Ciudad.

– “La mortalidad infantil no aumentó” (10/4/2015)
ENGAÑOSO

Rodríguez Larreta desmintió que la proporción de bebés muertos cada mil nacidos vivos, como se suele calcular la tasa de mortalidad infantil, haya aumentado en la Ciudad. Al respecto, rechazó la cifra que había dado el candidato del Frente para la Victoria, Mariano Recalde, y señaló que la última tasa era del 7,7 y no del 8,9.

La Dirección General de Estadísticas y Censos (DGEyC) de la Ciudad publicó en abril último, casi a la par de las declaraciones de Rodríguez Larreta, un informe sobre la mortalidad infantil en el que calcula para 2014 una tasa de 7,7 casos cada mil nacidos vivos, número que señaló el candidato del PRO. El propio documento aclara que se trata de datos provisorios. Los últimos resultados definitivos son de 2013 y dan un total de 8,9 casos (acá), es decir que en el último año para el que existen cifras es cierto que la tasa no aumentó.

Ahora bien, ¿es correcto medir la evolución de la mortalidad infantil de esta manera? Como la cantidad de muertes de bebés no es muy alta en la Ciudad, un par de casos pueden incidir de manera decisiva en el porcentaje y la tasa suele variar de un año a otro con facilidad. Justamente desde 2007 la tasa aumentó un año y cayó al siguiente durante todo el período. Por eso los especialistas consideran que para saber si hubo o no un aumento se deben tomar períodos más largos de tiempo.

Así, si se toma el promedio por trienio desde 1991 hasta 2014, en base a datos de la propia DGEyC, solo en los dos últimos trienios de la gestión PRO, 2009-2011 y 2012-2014, la mortalidad infantil aumentó.

El Ministerio de Salud de la Nación también publica anualmente los datos consolidados de mortalidad infantil. Estos, sin embargo, suelen presentar algunas diferencias con respecto a las tasas provinciales, ya que el Ministerio cuenta con la logística para determinar si hubo muertes de pequeños fuera de las jurisdicciones donde residía su madre. A esto se debe, por ejemplo, que la tasa de mortalidad infantil en 2012 haya sido para la Nación de 8,3 y para la Ciudad de 8,1.

Aún así, si se adopta la misma metodología que para la Ciudad, el último trienio disponible de la serie nacional, 2011-2013, es el único en donde la mortalidad infantil aumentó en la Capital, al menos desde el año 1999 (ver datos).

– “No es cierto que la deuda se haya triplicado” (10/4/2015)
FALSO

Rodríguez Larreta también negó que la Ciudad haya triplicado su deuda, y la relativizó señalando que “hoy la deuda de la Ciudad es equivalente al 25% de un año de presupuesto, uno de los más bajos del mundo”.

En general, cuando se habla de deuda se hace referencia al monto que se debe en términos absolutos, mientras que en términos relativos (por ejemplo, como una proporción del Producto Bruto Geográfico -PBG-) se utiliza el término “endeudamiento”.

La deuda de la Ciudad pasó de US$559 millones en 2007, cuando asumió Mauricio Macri, a US$1.794 millones en 2013, por lo que efectivamente se triplicó durante la gestión PRO. Los datos provisorios de 2014 estiman que la deuda pasó a US$2.138 millones, lo que implica que casi se cuadruplicó en siete años.

A diferencia de lo que pasa en otros niveles de gobierno, como la Provincia de Buenos Aires, la deuda no solo creció en términos absolutos, sino que su peso sobre el PBG de la Ciudad también aumentó. Pasó de representar el 1% en 2007 a 1,8% en 2013. En Nación la deuda aumentó en términos absolutos, y bajó en términos relativos hasta 2012, cuando volvió a aumentar.

Hay que destacar que el endeudamiento de la Ciudad es bajo con respecto a otros distritos. El casi 2% es menor al 8% sobre el PBG de la Provincia de Buenos Aires, o al 25% de Chaco, por mencionar dos ejemplos.

– “Por primera vez en la historia, no sólo de la Ciudad sino de la Argentina, les garantizamos a todos los chicos de cuatro y cinco años un lugar en las escuelas públicas” (15/4/2015)
VERDADERO, PERO…

Es verdad que la Ciudad logró durante la gestión de Macri la cobertura total de los chicos de cuatro y cinco años, como dijo el actual jefe de Gabinete porteño. De hecho, el sistema recibe también a niños de la Provincia de Buenos Aires. Sin embargo, existen otras jurisdicciones en las que la cobertura está asegurada, como Tierra del Fuego y Santa Cruz.

Según los datos del Ministerio de Educación porteño, la cobertura para los chicos de cinco años es del 120% y para los de cuatro es del 108 por ciento. La proporción supera el 100% porque puede haber chicos más grandes en estas salas y porque asisten alumnos de la Provincia de Buenos Aires.

En Tierra del Fuego, de acuerdo con los datos del Censo de 2010, la cobertura era del 113%, y en Santa Cruz del 101% para los chicos de cuatro años. En el caso de los alumnos de cinco años, todas las provincias salvo Buenos Aires y Santiago del Estero, superan el 100 por ciento.

– “En la Capital nunca se ganó en primera vuelta” (26/04/15)
VERDADERO

Efectivamente, salvo en la primer elección del distrito de 1996 (cuando la Ley 24.620 dispuso que el ganador se decidiría “a simple pluralidad de sufragios”), el resto de los jefes de Gobierno porteños no obtuvieron la mayoría absoluta necesaria que establece la Constitución porteña (es decir, más del 50%) para ganar en primera vuelta. La mayoría a nivel nacional se obtiene con más del 45% de los votos, o con más del 40% y una diferencia de 10 puntos con el segundo.

En la elección de 1996 la fuerza que ganó, encabezada por Fernando De la Rúa, consiguió el 40% de los votos. Es decir que si se aplica la norma que luego estableció la Constitución porteña, también hubiera habido un balotaje.

En el año 2000 Aníbal Ibarra obtuvo el 49,31% de los sufragios, aunque luego Domingo Cavallo y Gustavo Beliz renunciaron a la segunda vuelta. En 2003 Macri y Rodríguez Larreta se ubicaron primeros con el 37,5% de los votos, sobre Ibarra y Jorge Telerman (33,5%), pero en el balotaje el resultado se invirtió y ganó esta última fórmula con el 53,5 por ciento.

Las dos elecciones que ganó el PRO, 2007 y 2011, también fueron en segunda vuelta: en el primer caso, Macri y Michetti sacaron un 45,8% en la primera vuelta, y 61% en el balotaje; en 2011, Macri con María Eugenia Vidal obtuvieron 47% y 64% respectivamente. En las elecciones del último domingo, el PRO obtuvo el 47,3% de los votos.

donantes

15 Respuestas

  1. C dice:

    Lo de la mortalidad infantil está escrito de forma confusa. Además, si los datos están a nivel de año, agregar a nivel de trienios lo único que hace es agrandar el error porque se está tomando el promedio cada 3 años y esos 3 años fueron seleccionados.
    A su vez, el análisis se hace con un gráfico, si tomar en cuenta si el cambio es significativo, por ejemplo. Si, como se dice, como mucho sentido, que la cantidad de muertes es pequeña, podría verse si la caída o suba corresponde a 1, 2, x niños que murieron.
    En fin, se dice que la respuesta de Larreta es engañosa pero lo escrito arriba también es engañoso porque es muy confuso.

    • Pablo dice:

      La verdad que no es tan confusa. Lo del promedio se utiliza en muchos casos, y a parte no es una idea de chequeado, así lo toma la misma Dirección General de Estadística y Censos de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Datos importantes de la nota, la deuda de la ciudad si se triplico, si aumento la mortalidad infantil… y la verdad que se queda corta la nota. Saludos.

    • Elias dice:

      La verdad, yo no lo veo confuso. Quizá un gráfico de barras por año y otro por trienio habría sido mas claro, pero creo que aún así se entiende.

  2. ricardo dice:

    Concuerdo con el comentario anterior. Chicos de Chequeado, venimos a esta página a leer la respuesta definitiva a los interrogantes que se plantean, necesitamos más precisión, caso contrario necesitaremos un segundo sitio que se llame “Rechequeado, o “Sobre Chequeado, Chequeado”.

  3. Juampi dice:

    La medición de deuda como absoluta es una aberración financiera. Tiene que relativizarse si o si con otros factores. Cuanto representa per capita, vs ciudadanos de CABA, contra el producto bruto tal como lo detallan; se debe analizar el tipo de financiamiento de una deuda vs la otra (no es lo mismo deber 500MM al 12% anual a 10 años, que 1500MM al 4% anual a 30, como para poner un ejemplo teórico inventado recién por mi, no tengo los valores reales), etc etc etc…

  4. andres dice:

    No dice como se cubren las vacantes, dando lugar en escuelas lejanas, no dando el turno pedido o doble jornada, etc.

  5. Susana. sanchez dice:

    No se puede comparar el porcentaje de tierra del fuego o santa cruz con el de caba.la matricula de alumnos debe ser, exagerando, la de un barrio de caba.mi nuera es docente en santa cruz, inauguraron el jardin donde trabaja sin que el edificio esté en condiciones, no tienen clases los niños inscriptos allí, pero ese jardín se suma a ese porcentaje.por otra parte mi nieta de 8años. hasta la semana pasada no tuvo aun 5dias de clases seguidos x paros falta de calefacción etc

  6. Roberto dice:

    Deberian chequear el tema de los coches que compraron para los subtes, los de la linea C que tienen 35 años y Larreta nego publicamente esa antiguedad y los del Subte B que todavia y a pesar de que se paro la linea los fines de semana pormas de 6 meses todavia no fueron incorporados 73 coches de mas de 15 años de los trenes de cercanias de Madrid que se pagaron a 500 mil U$S pero que les tienen que hacer tantas adaptaciones que parece que su costo seria mayor a uno nuevo y que tranportan menos pasajeros que los actuales porque la distribucion de asientos son de Trenes , idem la alimentacion electrica que es por zapatas en el techo y no con riel lateral como los de aca. La flota CAF comprada usada a Metro de Madrid es incompatible con la línea B en medidas, alimentación y hasta la disposición de asientos…….un desastre

Dejá un comentario (si contiene agresiones no se publicará)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *