Imagen: Min. Justicia

ESI en Tucumán: para el Gobierno nacional la situación del embarazo adolescente en la provincia es “crítica”

¿TENÉS MÁS DÁTOS SOBRE
ESTE TEMA? ¡SUBILOS!

“Si tuviera la posibilidad de influir en la política tucumana, ¿qué haría con la ESI?”, preguntó sobre la Ley de Educación Sexual Integral (ESI) la periodista de La Nación Luciana Vázquez a Alfonso Prat Gay, ex ministro de Hacienda de la Nación durante el gobierno de Mauricio Macri y quien el año que viene se presentaría como candidato a gobernador de Tucumán -en cuya Legislatura provincial ingresó en las últimas semanas un proyecto para prohibir los abortos incluso en casos de violaciones, algo permitido por el Código Penal nacional-. “No creo que sea una prioridad, con todo respeto, Luciana. Puede parecerlo desde el puerto, desde Buenos Aires (…). La verdad que hoy la prioridad en Tucumán pasa por otro lugar: pasa por la inseguridad, pasa por el narcotráfico, pasa por la falta de infraestructura”, contestó Prat Gay.

Según las cifras oficiales de 2015 que presentó el Gobierno cuando creó el Plan Nacional de Prevención del Embarazo No Intencional en la Adolescencia (ENIA), en Tucumán el 19% de los bebés nacidos fue de madres menores a 20 años, un porcentaje que en el total del país era del 15,5 por ciento. En 2016 (último dato oficial), Tucumán también está por encima del promedio nacional. Además, en Tucumán el 68,2% de los embarazos de madres menores de 20 años no son intencionales, casi el mismo número que el promedio nacional (68,1%), de acuerdo a datos de 2015.

El Plan ENIA propone que distintos ministerios (de Salud y Desarrollo Social y el de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología) trabajen coordinados para garantizar los derechos de los y las adolescentes a acceder gratuitamente a métodos anticonceptivos, educación sexual integral y asesoría en las escuelas, consejería en salud sexual y reproductiva, y actividades de promoción comunitarias.

Tucumán es una de las 12 provincias donde se eligió trabajar en el Plan ENIA por su “situación crítica”. Además, en las Pruebas Aprender 2017 a los estudiantes tucumanos se les consultó si había temas que la escuela secundaria debería enseñar y no aborda: la mayoría (56%) pidió por la educación sexual.

Como se explicó en esta nota, el embarazo adolescente tiene serias consecuencias. Por un lado, sobre la salud. “Comparadas con mujeres de 20 a 24 años, las niñas madres menores de 15 años corren cuatro veces más riesgo de muerte en el embarazo”, señala un informe de la organización Amnistía Internacional.

Además, influye sobre la trayectoria escolar y, por lo tanto, en la inserción en el mercado laboral de esas mujeres. En base a diferentes estudios, el Banco Mundial concluye que hay “una correlación significativa entre la maternidad temprana, menor rendimiento educativo y peores resultados en el mercado laboral para las mujeres”.

donantes

Dejá un comentario (si contiene agresiones no se publicará)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *