¿Qué es el BID y cuánta plata le debe la Argentina? - Chequeado Skip to content
Esta nota tiene más de un año

¿Qué es el BID y cuánta plata le debe la Argentina?

Si tenés sólo unos segundos, leé estas líneas:
  • El Banco Interamericano de Desarrollo se creó en 1959 y actualmente tiene 48 países miembros, de los cuales 22 reciben financiamiento.
  • En la Argentina ya finalizó 721 proyectos y actualmente tiene 71 operaciones. El país le debe casi US$ 14 mil millones, un 4% de su deuda total.
  • En septiembre último, el Gobierno nacional acordó nuevos financiamientos por US$ 1.200 millones, mientras negocia otros préstamos por US$ 1.800 millones antes de que finalice el año.

Última actualización: 27/09/2022

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) es noticia en nuestro país por el anuncio –por parte del Ministerio de Economía de la Nación– de una serie de préstamos por un total de casi US$ 3 mil millones, de los cuales US$ 1.200 millones se destinarán al fortalecimiento de las reservas internacionales. 

En esta nota te explicamos qué es este Banco y cuan importante es para la Argentina.

¿Qué es el BID?

El BID “es la principal fuente de financiamiento y pericia multilateral para el desarrollo económico, social e institucional sostenible de América Latina y el Caribe”, según destaca el organismo en su página web.

La entidad se creó en 1959 como una asociación entre 19 países latinoamericanos y los Estados Unidos. El Banco actualmente tiene 48 países miembros, de los cuales 26 son miembros prestatarios de la región, es decir, que reciben préstamos del organismo. Entre ellos se encuentran la Argentina, Brasil, Chile, Colombia, México, Perú y Venezuela.

El financiamiento del organismo está dirigido a programas puntuales relacionados a temáticas tales como la inclusión social y educativa, productividad e innovación e integración económica regional. Es decir, que los recursos no pueden utilizarse libremente sino que deben dirigirse a los programas para los cuales fueron destinados en acuerdo con el BID.

Con estos lineamientos, el organismo define junto a cada país prestatario las áreas prioritarias de financiamiento. Actualmente, la estrategia para el período 2021-2023 en la Argentina se centra en “asistir a los sectores más vulnerables afectados por la crisis económica y la pandemia del COVID-19, en contribuir a estabilizar la macroeconomía y en impulsar una agenda de recuperación económica y de reducción de pobreza sostenida”. 

Los otros 22 países que forman parte de la organización pero no son prestatarios tienen poder de voto -cuyo peso depende de los aportes financieros que hayan realizado- y ciertos beneficios como, por ejemplo, que sólo empresas de esos países miembros puedan proveer bienes y servicios a los proyectos financiados por el BID. Entre ellos, se destacan los Estados Unidos, Canadá y 16 países europeos. 

Todo país interesado en ingresar al BID como miembro regional debe ser miembro de la Organización de Estados Americanos (OEA), mientras que los países que desean ser admitidos como miembros no regionales deben ser miembros del Fondo Monetario Internacional (FMI). En ambos casos, los países deben contribuir financieramente al banco.

¿Qué proyectos tiene el BID en la Argentina?

Actualmente, la Argentina tiene una deuda de casi US$ 14 mil millones con el BID, que representa cerca de un 4% de la deuda bruta del país (organismos internacionales, bonistas privados y deudas con organismos estatales del país). Después del FMI, a quien el país le debe casi US$ 44 mil millones, el BID es el organismo internacional al que más dinero se le adeuda.

Según la información oficial del BID, el organismo ya finalizó 721 proyectos en el país desde su fundación. Actualmente, tiene 71 operaciones, principalmente relacionadas con el transporte (12), el agua y saneamiento (11), la reforma y modernización del Estado (10) y el desarrollo y viviendas urbanas (7). En este link se puede consultar el listado completo de los proyectos con el Estado nacional y distintas provincias del país.

La actual conducción del BID

En septiembre de 2020, Mauricio Claver-Carone (director del Consejo de Seguridad Nacional de los Estados Unidos para el hemisferio occidental) resultó electo como presidente del BID. Inicialmente, se habían postulado para el cargo Laura Chinchilla (ex presidenta de Costa Rica) y Gustavo Béliz (ex secretario de Asuntos Estratégicos de la Argentina), pero tanto Chinchilla como la Argentina declinaron estas candidaturas. 

Países como Brasil, Bolivia, Colombia, Ecuador, Paraguay y Uruguay apoyaron públicamente la postulación de Claver-Carone, el candidato estadounidense. Por el otro lado, la Argentina, así como la Unión Europea, Chile y México, propusieron postergar las elecciones para el 2021.

Claver-Carone se convirtió así en el quinto presidente del BID y el primero que no proviene de países de América Latina. Sus antecesores fueron Luis Alberto Moreno (2005-2020), Enrique V. Iglesias (1988-2005), Antonio Ortiz Mena (1971-1988) y Felipe Herrera (1960-1971). 

Sin embargo, el 26 de septiembre último la Asamblea de Gobernadores del BID resolvió cesar en sus funciones a Claver-Carone, siguiendo la recomendación del Directorio Ejecutivo luego de una investigación que reveló que Claver-Carone mantuvo una relación amorosa con una subordinada, a la que benefició económicamente.

La Vicepresidenta Ejecutiva, Reina Irene Mejía Chacón, ejercerá como Presidenta, bajo la dirección del Directorio Ejecutivo, hasta que se elija a un nuevo Presidente.  

Una relación con idas y vueltas entre el BID y la Argentina 

El presidente Alberto Fernádez había sido muy crítico con el ex titular del BID. En noviembre de 2020, tras su elección, aseguró que Claver-Carone “es un hombre que, siendo el director estadounidense en el FMI, confiesa en reportajes públicos que le hicieron que ellos decidieron prestarle a la Argentina más de US$ 50 mil millones para que no pierda las elecciones [el ex presidente Mauricio] Macri”.

Por su parte, Claver-Carone cuestionó, en una columna de opinión publicada por el diario estadounidense Wall Street Journal, “el tumultuoso historial financiero de la Argentina”, y aseguró que esto “afecta de manera única los costos del banco”. Además, puso en dudas un financiamiento por US$ 500 millones. 

Finalmente, tras un encuentro entre Claver-Carone y el ministro de Economía Sergio Massa, el BID anunció un paquete de financiamiento especial para la Argentina, que incluirá un desembolso de US$ 1.200 millones en el marco del “Programa de Apoyo a la Mejora de la Gestión Fiscal y la Recuperación Económica”, destinado al fortalecimiento de las reservas. 

En tanto, se informó que en el encuentro se discutieron los pasos finales para la firma de otros 8 préstamos por un monto total de US$ 1.200 millones y se indicó que se discute un potencial financiamiento por otros US$ 725 millones extra

 

Actualización 14/09/2020: esta nota se actualizó luego de las elecciones del organismo.

Actualización 07/09/2022: se actualizó la información sobre los proyectos del BID en el país y los nuevos acuerdos alcanzados entre el organismo y el Gobierno nacional.

Actualización 27/09/2022: se incorporó la decisión de la Asamblea de Gobernadores del BID de cesar en el cargo a Claver-Carone. 

Temas

Comentarios

  • Roberto Fernando Dos Santos14 de septiembre de 2022 a las 12:23 pmMuy buena la página, hago una acotación, gracias una publicidad que hice en Facebook, me suspndieron,por justamente NO chequear, así que la página me parece de enorme ayuda.Gracias.
  • marcela3 de noviembre de 2022 a las 12:20 amexcelente

Valoramos mucho la opinión de nuestra comunidad de lectores y siempre estamos a favor del debate y del intercambio. Por eso es importante para nosotros generar un espacio de respeto y cuidado, por lo que por favor tené en cuenta que no publicaremos comentarios con insultos, agresiones o mensajes de odio, desinformaciones que pudieran resultar peligrosas para otros, información personal, o promoción o venta de productos.

Muchas gracias

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *