¿Se parece la reforma de la ex SIDE a lo que se hizo en Colombia? - Chequeado Skip to content
Esta nota tiene más de un año

¿Se parece la reforma de la ex SIDE a lo que se hizo en Colombia?

Luego de la muerte del fiscal Alberto Nisman y de la vinculación de los servicios de inteligencia nacional en el hecho que hizo la Presidenta, el Congreso nacional comenzó a tratar en Comisión el proyecto de ley del Poder Ejecutivo Nacional que dispone la disolución de la Secretaría de Inteligencia (SI) y crea una nueva Agencia Federal de Inteligencia (AFI).

La Argentina no es el primer país que impulsa cambios en sus servicios de inteligencia. Son varias las naciones latinoamericanas que sancionaron leyes o establecieron más controles, pero dos de ellas (Perú y Colombia) “son las únicas que eliminaron un organismo para luego poner en funcionamiento otro en su reemplazo”, como pretende el proyecto del oficialismo, según explicó el profesor de Seguridad Interior y especialista en Inteligencia José Manuel Ugarte.

El caso de Colombia fue señalado como ejemplo por varios actores del debate público (ver acá, acá y acá) y, más allá de las diferencias políticas con el caso argentino, se vuelve interesante porque el contexto en el cual se produjo la reforma es análogo al que se vive hoy con la SI.

En 2009, el Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) colombiano se vio envuelto en un escándalo por espiar a defensores de derechos humanos, periodistas y sindicalistas, además de infiltrar a los magistrados de la Corte Suprema de Justicia que eran considerados “enemigos” por el entonces presidente Alvaro Uribe. Fue el actual presidente, Juan Manuel Santos, quien finalmente anunció una reforma estructural en 2011, que se inició con el Decreto 4.179.

Una comparación de los principales cambios que plantea el nuevo proyecto de la AFI, que tiende a la centralización de los servicios de inteligencia, y la reforma que se realizó en Colombia.

Cuadro comparativo

Según Alvaro Herrero, presidente del Laboratorio de Políticas Públicas dependiente del Rectorado de la Universidad del Estado de Río de Janeiro (UERJ) y actualmente en el equipo de Sergio Massa, el de Colombia “es un proceso inusitado porque muestra cómo se eliminan y transfieren funciones, y que ello no genera un vacío ni nada por el estilo” y “es un incentivo para animarse, especialmente en un país como la Argentina, donde los servicios de inteligencia están fuera de control”.

Pese a esto, la reforma colombiana fue cuestionada por la falta de eficacia de los controles internos en la Dirección Nacional de Inteligencia (en esta nota del medio colombiano La Silla Vacía) y porque la Comisión legislativa aún no se terminó de conformar, a pesar de que la Ley Estatutaria de Inteligencia Nacional está vigente desde junio de 2013.

El proyecto argentino de creación de la AFI también cosechó críticas que escapan a la comparación con otro país. El abogado penalista Alberto Binder destacó que debería existir “una definición más tajante del trabajo de inteligencia, por un lado, y del trabajo judicial, por el otro. El servicio de inteligencia no es una policía de investigación. Esto se fue desvirtuando en los últimos años por la crisis existente en la policía de investigaciones”.

El Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), cuyo titular Horacio Verbitsky fue citado a exponer en el Senado de la Nación, también presentó su postura crítica en un documento. Exigió cambios en el proyecto de ley relacionados con criterios que permitan una reestructuración profunda de la nueva agencia y un proceso cuidadoso de selección de su personal; tareas operativas de investigación criminal que no deben ser confundidas con las de un organismo encargado de inteligencia; y mecanismos para el control de los fondos que se otorguen a la AFI, que hoy no están claros en el proyecto de ley.

Temas

Comentarios

  • fsr4 de febrero de 2015 a las 10:38 pm"En 2009, el Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) colombiano se vio envuelto en un escándalo por espiar a defensores de derechos humanos, periodistas y sindicalistas"

    Ah... tipo Proyecto X...
  • eusebio puertas6 de febrero de 2015 a las 7:32 pmSimpático comparar peras con bananas...
    1º: en su "democracia" Colombia opta entre la derecha o la extrema derecha, mientas no garantiza derechos sociales y no tienen control territorial.
    2º: la relación entre formalidad, informalidad y sistema judicial es bien distinta
    3º: no parece ser tan sencillo vivir la plenitud democrática en Colombia. La calidad de las normas sin sus contexto es cercana a cero!!

Valoramos mucho la opinión de nuestra comunidad de lectores y siempre estamos a favor del debate y del intercambio. Por eso es importante para nosotros generar un espacio de respeto y cuidado, por lo que por favor tené en cuenta que no publicaremos comentarios con insultos, agresiones o mensajes de odio, desinformaciones que pudieran resultar peligrosas para otros, información personal, o promoción o venta de productos.

Muchas gracias

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *