Claves para entender la reforma electoral anunciada - Chequeado Skip to content
Esta nota tiene más de un año

Claves para entender la reforma electoral anunciada

“Impulsaremos una ambiciosa reforma política. Ya estuvimos reunidos con todos los partidos políticos y hay consensos acerca de las principales reformas”, aseguró Mauricio Macri al inaugurar por primera vez las sesiones ordinarias del Congreso. El Presidente en su discurso se comprometió con la reforma política. Dijo que hay amplio consenso respecto de tres temas: terminar con la boleta papel; hacer independiente el control de los comicios y unificar el calendario electoral. Te contamos de qué se trata cada punto.

Sobre el reemplazo de la boleta partidaria. “El principal problema del sistema de boletas partidarias es que no permite garantizar la presencia de todas las opciones en cada cuarto oscuro. En nuestro país los reclamos por robo y faltantes de boletas se han vuelto habituales”, explicó María Page, coordinadora del Programa de Instituciones Políticas del Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (CIPPEC) y coautora de un trabajo sobre la necesidad de una reforma electoral. Justamente, por estos problemas el sistema cayó en desuso. Por eso, la gran mayoría de las democracias votan con alguna forma de boleta única: una boleta oficial donde aparecen todos los candidatos. Así el Estado se hace cargo de hacerle llegar al ciudadano todas las opciones y garantizar a partidos y candidatos que estarán disponibles para ser votados. Aunque mucho menos difundido, el principio del voto electrónico es similar: las máquinas son provistas por el Estado y contienen la oferta completa.

Algunas provincias ya hicieron el cambio: Santa Fe y Córdoba usan distintos modelos de boleta única. Y Salta y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires adoptaron una forma de voto electrónico. Los buenos resultados de esas experiencias redujeron las resistencias de los partidos y los dirigentes.

Sin embargo, cambiar la forma de votar no soluciona el otro gran problema del votante en el cuarto oscuro. “Los lemas, acoples, colectoras, listas espejo y demás maniobras hacen que las opciones sean demasiadas y poco comprensible. Si no se prohíben estas prácticas emitir un voto informado seguirá siendo imposible, aunque todas las opciones estén el cuarto oscuro”, agregó Page.

Hacer independiente el control de los comicios. En este punto el Presidente pareció referirse a la Dirección Nacional Electoral (DINE) y su dependencia orgánica del Ministerio del Interior de la Nación. En nuestro país el diseño de la autoridad electoral es paradójico: la Justicia administra las elecciones y las juzga, pero no tiene garantizado el presupuesto para llevar adelante esas funciones. La DINE (que depende de la cartera de Interior), tiene funciones mayormente logísticas y de capacitación, pero maneja todo el presupuesto destinado a la organización de las elecciones. Para Page, “repensar el diseño de las autoridades electorales es un tema importante en la agenda de reforma. Separar la función administrativa de la jurisdiccional, sacar a la DINE de la órbita del poder político, y garantizar el presupuesto necesario son todas medidas que mejorarían la transparencia y la equidad de las elecciones”, señaló la especialista.

Para garantizar la independencia en Latinoamérica predominan dos clases de diseño: los tribunales electorales como en Brasil, Paraguay o Costa Rica, y los organismos independientes, ya sea con participación de los partidos, como en Uruguay, o sin ella (como en México, Chile y Perú)

Unificar el calendario electoral. Mientras que las elecciones nacionales por ley ocurren en fecha fija, los gobernadores, en un país federal como la Argentina, pueden elegir la fecha de las elecciones provinciales. Los gobiernos provinciales suelen usar esta facultad estratégicamente: no sólo eligen si hacer coincidir la elección con la nacional sino que, al hacerlo, deciden también quién organiza y juzga la elección (las autoridades nacionales en caso de simultaneidad, o las provinciales).

La oposición, por su parte, no tiene hasta último momento ninguna certeza respecto del momento ni las condiciones en las que tiene que llevar a cabo su armado electoral. Porque este nivel de incertidumbre genera inequidad es que Brasil y México hay un régimen de fecha fija para las elecciones estaduales. En este sentido, “para la transparencia y la equidad de las elecciones la previsibilidad del calendario es mucho más importante que la unificación de fechas”, concluyó Page.

Temas

Comentarios

Valoramos mucho la opinión de nuestra comunidad de lectores y siempre estamos a favor del debate y del intercambio. Por eso es importante para nosotros generar un espacio de respeto y cuidado, por lo que por favor tené en cuenta que no publicaremos comentarios con insultos, agresiones o mensajes de odio, desinformaciones que pudieran resultar peligrosas para otros, información personal, o promoción o venta de productos.

Muchas gracias

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *