Chequeado

¿Cómo varió la cobertura de gas en los últimos años?

Secretaría de Gobierno de Energía

28 Mayo, 2019 | Tiempo de lectura: 4 minutos

Si tenés sólo unos segundos, leé estas líneas:

  • Alrededor del 60% de los hogares del país cuentan con gas de red.
  • La cobertura sigue creciendo, pero la velocidad viene cayendo desde 2012.
  • En 2018 los usuarios residenciales de gas aumentaron un 1,1%, el menor porcentaje desde 2002.

La gobernadora de la Provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, se refirió en una inauguración junto al presidente de la Nación, Mauricio Macri, al aumento de la cobertura de gas durante su gestión. Al igual que con las cloacas y el agua potable, Chequeado publica un explicador para entender cuál es la cobertura de gas en el país.

¿Cuántos argentinos tienen acceso a la red de gas?

Según los últimos datos del Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas), en enero de 2019 había casi 8,5 millones de usuarios residenciales en todo el país. Pero cuando se habla de un “usuario” se refiere a una conexión, así que son muchas más las personas que acceden al gas por red, ya que en un hogar generalmente vive más de una persona.

Los últimos datos sobre toda la población son los del Censo nacional de 2010, que muestran que un 51% de las personas tenía gas de red -es decir, más de 20 millones de personas-. El segundo grupo mayoritario es el que usaba gas en garrafa (42%). El resto utilizaba otros combustibles, como leña o carbón (3,2%), gas de tubo (2,8%) y electricidad u otras formas (0,2%).

Según estimaciones del Gobierno nacional, en 2016 “aproximadamente el 60% de los hogares” argentinos tenían acceso a la red de gas, mientras que el otro 40% seguía dependiendo de otros combustibles sustitutos.

“En líneas generales, las personas que no poseen gas de red son las de menor poder adquisitivo. En muchos casos, se debe a que en las viviendas precarias no es posible la instalación por cuestiones de seguridad o no tienen el poder adquisitivo suficiente para pagar la instalación interna con las condiciones de seguridad adecuadas que corresponde al propietario”, señaló Raúl Bertero, presidente del Centro de Estudios de la Actividad Regulatoria Energética (CEARE). Eso sucede pese a que las fuentes alternativas son varias veces más caras, como se explicó en esta nota.

¿Qué pasó en los últimos años?

El INDEC informó que, a fines de 2018, accedían a la red de gas el 65,3% de las personas que mide en la Encuesta Permanente de Hogares (EPH). Este porcentaje no tuvo cambios significativos entre fines de 2016 y fines de 2018. La EPH se trata de una muestra del sector urbano -con error estadístico- y para el dato certero de todo el país se deberá esperar al Censo 2020, como se explicó en esta nota. Sin embargo, los datos del Enargas también muestran un estancamiento.

Al ver las cifras del ente oficial se ve que todos los años de los últimos 25 -es decir, desde que se tiene registro-, aumentó la cantidad de usuarios residenciales que tienen servicio de gas por red. Pero la población también crece todos los años en la Argentina. El punto a analizar, entonces, es el ritmo de los aumentos.

El menor porcentaje de aumento en la cantidad de usuarios residenciales de gas se dio en 2002, luego de la crisis de 2001, cuando crecieron 0,7%. El siguiente valor más bajo se registró en 2018, cuando la cantidad de usuarios residenciales aumentaron un 1,1%. Este valor supera levemente el 1% que proyecta el INDEC que crece la población argentina todos los años.

Si bien la variación de 2018 es la más baja desde 2002, la velocidad de crecimiento viene en caída desde 2012. ¿Por qué? “A veces la propia gente no opta por conectarse porque tiene que pedirlo y pagar la conexión”, explicó a Chequeado Cecilia Laclau, presidenta de la Fundación para el Desarrollo Eléctrico (Fundelec).

Guillermina Jacinto, Silvina Carrizo (ambas investigadoras del Conicet) y Salvador Gil (docente de la Universidad Nacional de San Martín) destacan en un estudio que estas modificaciones pueden llegar a costar $50 mil, incluyendo la adquisición de nuevos artefactos.

En este sentido, aclaran que si bien las garrafas sociales constituyen la opción más económica para los hogares de bajos recursos sin acceso a la red de gas, “resultan insuficientes para cubrir las necesidades de esta población”. Además de que es difícil de conseguir, el programa que subsidia las garrafas tendrá menos fondos este año, como informó TN. Para suplir esta falta, según el estudio, los hogares “recurren a la leña, el carbón y/o el kerosene”, todos combustibles que resultan ser más caros.

Gil sostuvo en este chequeo que no siempre el uso del gas natural es la mejor opción, ya que de acuerdo a las características del lugar o la población pueden ser más eficientes otras alternativas, como las energías renovables o la electricidad. “No se puede aspirar a la cobertura de toda la población en lo que hace a gas natural, es algo que no sucede en casi ningún país del mundo”, concluyó.

Ante la consulta de Chequeado, el sector de Prensa de la Secretaría de Energía de la Nación afirmó que los 320 mil usuarios residenciales que realizaron sus conexiones desde diciembre de 2015 forman parte de los casi 920 mil nuevos usuarios que se prevén incorporar hasta el año 2021 como parte del Plan de Inversiones Obligatorias que deben cumplir las distribuidoras y agregaron que “la ausencia de obras durante la gestión anterior ha dificultado la factibilidad para nuevas conexiones”, aunque no enviaron ningún documento o informe sobre el tema.

Gran disparidad entre las provincias

Mientras en las provincias del noreste (como Chaco, Corrientes, Formosa y Misiones) el uso de gas natural por red es casi nulo, en provincias como Tierra del Fuego, la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y Santa Cruz supera el 90%, según muestra el trabajo de Jacinto, Carrizo y Gil, publicado a finales de 2018.

En algunos casos, justamente por el costo de realizar las conexiones, esto se da a pesar de que existe la red. “En Formosa desde 1999 existe una red de gas que podría abastecer aproximadamente a 2.500 hogares. Hasta 2018 hay menos de 100 usuarios conectados a la red. De manera similar, en Paso de los Libres [N. de R.: ubicada en la provincia de Corrientes], la red inaugurada en 2015, a tres años de su tendido, cuenta con menos de 10 usuarios. Es decir, disponer de redes no basta para que se concreten las conexiones”, sostienen los autores.

Temas

Dejá un comentario (si contiene agresiones no se publicará)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Explicador

Emergencia alimentaria: claves de la nueva ley y la evolución de las políticas alimentarias Luego de semanas de movilizaciones y acampes por parte de organizaciones sociales, el Congreso aprobó esta semana la ley que declara la emergencia alimentaria, algo que ya había sido implementado en nuestro país en 2002, durante la Presidencia interina de Eduardo Duhalde (PJ). Cuáles son los principales puntos de la nueva ley y qué pasó […]
Es falso que un restaurante en Rosario no dejó almorzar a Macri El miércoles último el presidente de la Nación, Mauricio Macri, visitó la ciudad de Rosario, en la provincia de Santa Fe, para inaugurar obras de la línea Belgrano Cargas. Al mediodía, decidió almorzar con una comitiva de funcionarios de Cambiemos para terminar la visita. En redes sociales circuló que una parrilla conocida de la ciudad […]