Imagen: Flickr | Cc; maxtdf

Según datos oficiales, un obispo cobra casi $47 mil mensuales y el aporte a la Iglesia caerá en 2019

¿TENÉS MÁS DÁTOS SOBRE
ESTE TEMA? ¡SUBILOS!

La Conferencia Episcopal Argentina realizará esta semana una asamblea plenaria en Pilar en la que se debatirá, entre otros temas, el modo de financiamiento de la Iglesia católica y su vínculo con el Estado. En la actualidad, el Estado nacional tiene a cargo el pago de los salarios de obispos y sacerdotes y del mantenimiento de las parroquias. ¿Qué dice la ley y cuánto le transfiere el Estado a la Iglesia?

El Estado, de acuerdo con el artículo 2 de la Constitución nacional, sostiene el culto católico apostólico romano. La Ley 21.950 establece que el Estado debe hacerse cargo del salario de los arzobispos y obispos, equivalente al 80% del salario de un juez nacional de primera instancia. Esto equivale a cerca de $80 mil de bolsillo.

Sin embargo, en su informe ante el Congreso en marzo de 2018, el jefe de Gabinete, Marcos Peña, informó que los obispos cobraban un sueldo de 46.800 pesos. Esto, según explicaron desde la Secretaría de Culto de la Nación a Chequeado, obedece a un antiguo dictamen del Ministerio de Hacienda de la Nación que interpretó que el cálculo que fija la ley debe hacerse sobre el salario básico de un juez, sin los complementos o adicionales por título de abogado o antigüedad, entre otras cosas. Por eso el monto es inferior.

Por otro lado, en el proyecto de presupuesto 2019, que tiene media sanción de la Cámara de Diputados y el Senado debatirá la semana próxima, el Gobierno prevé fondos para la Secretaría de Culto por $471 millones. De ese total, $126 millones estarán destinados al pago de salarios de obispos y arzobispos, y el resto será para obras en diferentes basílicas del país. Para 2018 se estima que el gasto para salarios será de $130 millones, por lo que en 2019 el presupuesto caerá tanto en términos nominales como reales. Si se tiene en cuenta la inflación, las remuneraciones de los obispos ya habían caído en los dos primeros años de gestión de Mauricio Macri.

donantes

3 Respuestas

  1. Cabe aclarar que la ley 21.950 se sancionó durante la Dictadura de Videla. En realidad es un decreto-ley que por continuidad jurídica pasó a formar parte de nuestra normativa. Y que, además, existen otros cuatro decretos-leyes de esa época que establecen asignaciones a sacerdotes, seminaristas y Obispos que se retiran.

    El diputado radical Alejandro Echegaray presentó un proyecto para derogar esos cinco decretos-leyes.

  2. Robert dice:

    El estado no debería hacerse cargo de la Iglesia
    Con BERGOLIO a la cabeza que ha demostrado ser un corrupto y encubridor de Cristina Fernández de Kirchner
    Es menester destacar que por varias actitudes VERGONZOSAS de la curia PEDOFILIA ETC la Iglesia es muy factible que desaparezca próximamente dado que ha perdido credibilidad y la juventud en su conjunto ACTUALMENTE no son de frecuentar las iglesias por no tener fe ni credibilidad en la existencia de ningun ser superior (DIOS JESUCRISTO ETC)
    Únicamente acuden a las iglesias la gente de la clase 1930 A 1950 exagerando y a medida que vayan falleciendo la Iglesia no tendrá ningún sentido
    FIN DE UNA HISTORIA QUE ESTA A PUNTO DE TERMINAR
    Un obispo $47.000 que nunca trabajo y un jubilado que dejó gran parte de su vida al crecimiento de Argentina $8.000 ???
    NO DEBERIA SER AL REVÉS????
    QUE MERITOS TIENE LA CURIA PARA COBRAR UN SUELDO???
    QUE SE HAGA CARGO EL VATICANO QUE ES UNA ENTIDAD MILLONARIA

  3. Gustavo dice:

    Uds no tienen en cuenta las excepciones impositivas, que son millonarias.

Dejá un comentario (si contiene agresiones no se publicará)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *