Ministerio de Turismo Crédito: Ministerio de Turismo

¿Hay que esperar una hora para meterse al agua después de comer?

¿TENÉS MÁS DÁTOS SOBRE
ESTE TEMA? ¡SUBILOS!

La creencia de que no se debe nadar después de ingerir alimentos se origina en la idea de que cuando comemos toda la sangre viaja al estómago para hacer la digestión. En esta nota te contamos si se trata de un mito veraniego o no.

“¡Ni se te ocurra meterte en la pileta que acabamos de almorzar!”. ¿Cuántas veces escuchamos en la infancia ese grito y nos tuvimos que sentar a la sombra, refunfuñando, a esperar “por lo menos una hora” (o dos, según el folklore familiar que toque en suerte) para nadar? Pero, ¿hay que esperar ese tiempo para poder nadar después de comer?

La evidencia

La creencia de que no se debe nadar después de comer se origina en la idea de que cuando comemos toda la sangre viaja al estómago para hacer la digestión y no es capaz de abastecer adecuadamente a los músculos que, por falta de oxígeno, se acalambran. Estos calambres alterarían nuestra capacidad de nadar o mantenernos a flote y llevarían al ahogamiento. Pese a lo muy convincente que esto puede sonar, no existe ninguna evidencia médica ni biológica que apoye esta afirmación.

En primer lugar, está ampliamente objetada la aseveración del abastecimiento de oxígeno del cuerpo porque, si bien es cierto que durante la digestión hay un mayor flujo de sangre hacia el sistema digestivo, también hay evidencia que indica que nuestro organismo se las arregla sin problemas para mantener también el trabajo muscular. De hecho, algunos nadadores profesionales comen inmediatamente antes de una competencia para tener la energía necesaria para un buen desempeño.

En segundo lugar, no se conoce del todo el proceso fisiológico que desencadena los calambres pero la evidencia más sólida apunta a una disfunción en un control reflejo de los nervios motores como consecuencia de la fatiga. Por otra parte, no hay evidencia de que hacer ejercicio después de comer provoque calambres pero sí existen estudios que sostienen que hacer actividad física dirige el flujo de sangre del aparato digestivo hacia la piel y los músculos de los brazos y las piernas con efectos sobre la movilidad intestinal.

En 2011, el Comité Científico de Asesoramiento de la Cruz Roja realizó un análisis exhaustivo al respecto sobre la evidencia disponible hasta ese momento para descartar o ratificar la idea de que no se debe nadar después de comer y concluyó que los pocos estudios que se llevaron a cabo no mostraron ningún efecto sobre el rendimiento en natación y efectos secundarios mínimos en varios intervalos de tiempo después de una comida (por ejemplo, ver acá y acá). Tampoco se han reportado casos en la literatura en los que la comida previa haya sido causa o contribuido a un ahogamiento (fatal o no).

Finalmente, ninguna organización médica o de seguridad hace recomendaciones actuales al respecto. En sus reportes de prevención de ahogamiento ni la Academia Americana de Pediatría (ver acá y acá) ni la Asociación Española de Pediatría (ver acá) ni la Cruz Roja (por ejemplo, ver acá, acá y acá) ni la Organización Mundial de la Salud (ver acá) brindan advertencias relacionadas con nadar después de comer. Estas organizaciones están mucho más preocupadas por el elevado riesgo de ahogarse debido al consumo de alcohol y drogas y por la vulnerabilidad de los más pequeños que se meten al agua sin supervisión de adultos o con equipos inflables que no son adecuados como protección.

Pero…

Porque siempre hay un pero.

Nadar con la panza llena sí puede llevar a vómitos y a otras molestias en el tracto gastrointestinal (ver acá y acá). Si un nadador (en especial un niño) comenzara a vomitar mientras está nadando y no hay un adulto cerca para socorrerlo, seguramente sería muy peligroso. Por eso la Asociación Argentina de Pediatría y otras agrupaciones similaressugieren que luego de comidas muy abundantes se espere un rato antes de entrar al agua.

Conclusión

El informe del Comité Científico de la Cruz Roja concluye que “la información actualmente disponible sugiere que comer antes de nadar no es un riesgo de ahogamiento y puede ser descartado como un mito”. Ahora, si el domingo piensan comer tres tiras de asado, achuras y un kilo de helado quizás lo mejor sea dormirse una siesta antes de meterse a la pileta para evitar molestias estomacales.

¿Lo más importante? Tener presente que los niños siempre deben ser supervisados en el agua (desde una bañadera hasta el mar) y que es necesario implementar las medidas de protección adecuadas para mantenerlos seguros (ver acá y acá). Y para eso no nos importa en absoluto cuándo fue la última vez que comieron.

donantes

5 Respuestas

  1. Mariana dice:

    Después de comer normal o abundante sobreviene una modorra, que está vinculada al efecto digestivo según tengo entendido esa modorra sucede para dejar que el aparato digestivo se concentre en su labor. Nadar o hacer cualquier actividad física fuerte sería contraproducente porque desviaría recursos del organismos orientados a la digestión. en ese sentido habría que esperar una hora después de comer para cualquier actividad física , no sucedería lo mismo para bañarse o meterse al agua si está caliente o tibia. Hay q ver que la musculatura que funciona en la digestion, como todo músculo, funciona mejor en caliente que en frio, bañarse en el mar quizás provoque un enfriamiento en el abdomen o quizás no, el riesgo para mi existe en cuanto se desarrolle cualquier actividad física, no solo con el agua. Ahora no es excusa para retrasar un baño higiénico jajajaja.

  2. Aldana dice:

    Jaja yo no creo que nos ahogarnos es completamente luserrr

  3. Aldana dice:

    Yo p no creo que nos vallamos a u ahogarnos es t completamente lusarrrrrrr o

  4. ROBERTO CIBA dice:

    LA INFORMACION PUBLICADA ES PARCIALMENTE INEXACTA Y PELIGROSA YA QUE PUEDE MOTIVAR A EMPRENDER ACTIVICADES DE NATACION EN AGUAS ABIERTAS O EN ALBERCAS CON RESULTADOS INDESEADOS.
    COPIANDO A LA NATURALEZA SE APRENDE MAS QUE DE ESTUDIOS MULTICENTRICOS ,LA MAYORIA “SESGADOS Y TENDENCIOSOS”….
    ALGUIEN ALGUNA VEZ EN MIES DE DCTALES SOBRE GRANDES CARNIVOROS (LEONES ,TIGRES ,CHEETAS, LEOPARDOS,HIENAS) SEGUIR EN ACTIVIDAD ,CORRIENDO ,APAREANDOSE,NI SIQUIER CAMINANDO,Y ESTO FISIOLOGICAMENTE SE EXPLICA POR LO QUE SEÑALA “UT SUPRA”,MARIANA.
    POR OTRA PARTE EL AMERICAN HEART ASSOCIATION Y EL A MERICAN HEART COLLEGE SOSTIENEN QUE ES PRUDENCIAL Y SALUDABLE ESPERAR AL MENOS 1 H 1/2 DESPUES DE UNA OPIPARA COMIDA ,MAXIME SI FUE DE ALTAS CALORIAS Y CON VINO O BEBIDAS DESTILADAS,
    LA DENSIDAD DE ARRITMIAS ,MUCHAS DE ELLAS FATALES,EN SUJETOS QUE SE HALLAN ” ASINTOMATCOS” TERMINAN EN MUERTE POR AHOGAMIENTO POR SUMERSION O POR TAQUICARDIAS O FIBRILACIONES VENTRICULARES ,:AMBAS LETALES CON MUERTE SUBITA YA QUE CUANDO SE RECUPERA EL CUERPO DELA S AGUAS LA RCP ES TARDIA.
    YO COMO CARDIOLOGO ORIENTADO A LA ARRITMOLOGIA TENGO DOCUMENTADO VARIOS CASOS FATALES AUN E N GENTE DE LA 3RA DECADA…………!!!!!!!!!!!!!

Dejá un comentario (si contiene agresiones no se publicará)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *