Es falso que la viruela del mono es un efecto secundario de las vacunas COVID-19 - Chequeado Skip to content
Verificaciones facebookFalso
La afirmación ha demostrado ser falsa, al ser contrastada con las fuentes y datos más serios y confiables.

Es falso que la viruela del mono es un efecto secundario de las vacunas COVID-19

Si tenés sólo unos segundos, leé estas líneas:
  • Circula en Twitter un mensaje que sostiene que “la viruela del mono son los efectos secundarios de las vacunas experimentales asesinas COVID”.
  • Sin embargo, esto es falso ya que la viruela del mono no es una enfermedad nueva, es endémica desde hace al menos 40 años en los países de África occidental y central. Es decir, surgió antes que la COVID-19 y el desarrollo de vacunas.
  • Los síntomas de la viruela del mono -en especial las erupciones cutáneas- no coinciden con los efectos secundarios de la vacuna contra la COVID-19, que en su mayoría son leves y duran entre 48 y 72 horas

Circula en Twitter un mensaje que asegura que “la viruela del mono son los efectos secundarios de las vacunas experimentales asesinas COVID”. Sin embargo, esto es falso.

El tuit cuenta con más de 300 retuits y 700 “me gusta”, según los datos aportados por la propia red social.

Tal como explicó Chequeado en esta nota, la viruela del mono no es una enfermedad nueva, es endémica desde hace al menos 40 años en los países de África occidental y central. Es decir, surgió antes que la COVID-19 y el desarrollo de vacunas contra esta. Se trata de una zoonosis (enfermedad transmitida entre animales vertebrados y el hombre) provocada por un virus del género Orthopoxvirus. Aunque produce síntomas y tiene una presentación similar a los de la viruela, enfermedad erradicada desde 1980, presenta menor gravedad, transmisibilidad y mortalidad. 

Los síntomas no coinciden con los efectos secundarios de las vacunas contra la COVID-19. Si bien la enfermedad  se inicia con síntomas similares a los de un cuadro gripal (fiebre y dolor de cabeza), al que se asocia una importante inflamación de los ganglios, posteriormente aparece el síntoma más característico: una erupción en la piel, que a menudo comienza en la cara y luego se extiende a otras partes del cuerpo, particularmente a las manos y los pies. Estas lesiones van pasando por diferentes etapas antes de formar una costra y caer finalmente. El curso de la enfermedad suele durar de 2 a 4 semanas.

En cambio, los efectos secundarios de las vacunas COVID-19 duran entre 48 y 72 hs. Los más frecuentemente reportados, según el último Informe de seguridad en vacunas COVID-19 del Ministerio de Salud de la Nación, fueron fiebre, dolor de cabeza, dolor muscular o en las articulaciones y dolor en el sitio de inyección. No se menciona en el informe erupciones en la piel como un posible efecto adverso.

Desde el inicio de la Campaña Nacional de Vacunación contra la COVID-19 se han notificado, hasta el 31 de enero de 2022 un total de 59.797 eventos supuestamente atribuibles a la vacunación, tras la aplicación de 88.232.021 dosis de vacunas contra la

COVID-19 en personas a partir de los 3 años en las 24 jurisdicciones del país. Es decir, menos del 1%. Las vacunas son seguras, los beneficios de vacunarse contra la COVID-19 superan los riesgos conocidos y potenciales.

Por su parte, tal como publica el sitio de fact-checking español Newtral, en los informes de farmacovigilancia de la vacunas contra la COVID-19 de Pfizer de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), que monitoriza los efectos secundarios tras su administración, aparecen las erupciones cutáneas por reacciones alérgicas como un efecto secundario de la vacuna de Pfizer “poco frecuente”. 

Sin embargo, Rafael Blasco, virólogo del Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria y Alimentaria (INIA), cuyo laboratorio trabaja desde hace años con el virus que se usa como vacuna de la viruela, explica que se tratan de características cutáneas muy distintas: “Las erupciones cutáneas que producen los Poxvirus, como el virus de la viruela y la viruela del mono, tienen un desarrollo muy específico”.

Según el virólogo, estas pústulas “poseen una vesícula con líquido que luego se va desarrollando a costra”, algo que no ocurre en ningún caso con las vacunas contra la COVID-19.

Por último, las vacunas contra el coronaviru no son “experimentales”. Todas las vacunas contra la COVID-19 autorizadas en la Argentina y en otros países del mundo superaron rigurosas pruebas a lo largo de las diferentes fases de los ensayos clínicos antes de ser autorizadas para su uso por las autoridades sanitarias.

 

El Podcast de Chequeado es un programa diario donde contamos historias con datos. Podés suscribirte en SpotifyApple Podcasts o Google Podcasts.

Este chequeo es parte de la iniciativa Third Party Fact-checker de Facebook en la Argentina. En los casos de fotos y videos trabajamos con imágenes trucadas o sacadas de contexto y siempre analizamos en conjunto las imágenes junto con el texto con el que fueron presentadas.

Temas

Comentarios

  • Raquel Laura Baigorria28 de mayo de 2022 a las 11:05 amGracias por informar la verdad. A ver si se combate la ignorancia.
  • Ignacio28 de mayo de 2022 a las 9:50 pmA esta altura esta claro que todo lo que chequeen es lo contrario..
  • Francisco23 de junio de 2022 a las 4:46 pmFalso
  • Fernando27 de julio de 2022 a las 10:16 amTal como decís en la nota, la viruela del mono existe hace 50 años y nunca salió de África, ahora justo después de la vacunación mundial con vacunas probadas con nuevos estándares y hasta algunas hechas con adenovirus de chimpancé, ahora justo justo la viruela del mono se expande x el mundo.... No paso en 50 años pero pasa justito ahora....

Valoramos mucho la opinión de nuestra comunidad de lectores y siempre estamos a favor del debate y del intercambio. Por eso es importante para nosotros generar un espacio de respeto y cuidado, por lo que por favor tené en cuenta que no publicaremos comentarios con insultos, agresiones o mensajes de odio, desinformaciones que pudieran resultar peligrosas para otros, información personal, o promoción o venta de productos.

Muchas gracias

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *