Chequeado

Seis declaraciones falsas de la médica Karina Sarno sobre la pandemia

23 diciembre, 2020 10:43 am | Tiempo de lectura: 5 minutos
23 diciembre, 2020 10:43 am
| Tiempo de lectura: 5 minutos

Si tenés sólo unos segundos, leé estas líneas:

  • En un video que circula en Facebook, afirma que la vacuna será obligatoria y paga, cuando la ley no establece esto y según el presidente de la Nación, Alberto Fernández, será gratuita y de aplicación voluntaria.
  • También sostiene, sin aludir a ninguna en particular, que la vacuna produce alteraciones genéticas, lo cual también es falso.
  • Chequeado ya había desmentido otro video de la misma médica, que se presentaba con el seudónimo “Lucila Madrid”, en el que formulaba afirmaciones falsas sobre la pandemia.

Circula en Facebook un video selfie de la médica Karina Sarno, en el que realiza una serie de afirmaciones relacionadas con el nuevo coronavirus y las vacunas, que son todas falsas.

En septiembre último Chequeado ya había desmentido declaraciones de la misma médica, que se presentaba con el seudónimo “Lucila Madrid”, también relacionadas con la vacuna contra la COVID-19 y sobre el dióxido de cloro como supuesto medicamento efectivo contra esta enfermedad convertida en pandemia.

En Chequeado repasamos y desmentimos 6 frases que Sarno formuló en esta última grabación, que fue compartida en varios posteos al menos 1.700 veces, según datos proporcionados por la misma red social.

La vacuna será gratuita y no obligatoria

En el inicio de su video, de casi 10 minutos de duración, Sarno relaciona la creación del Comité de Vacunación del Gobierno nacional con un plan de vacunación masivo y obligatorio, lo cual es falso. “Nos van a vacunar a todos. Esa es su idea. Obviamente no se lo vamos a permitir”, dijo.

Minutos después sostuvo que la vacuna -sin aludir a ninguna en particular- no será gratuita. “Las tenemos que pagar. No es que nos las dan gratuita, las tenemos que pagar, 2 dólares, 3 dólares”, afirmó.

Sin embargo, la Ley de Vacunas Destinadas a Generar Inmunidad Adquirida contra el COVID-19, sancionada por el Congreso, no establece la obligatoriedad de la vacunación ni tampoco alude a la posibilidad de que sea paga ni gratuita. El Calendario Nacional de Vacunación tampoco incluye a ninguna vacuna contra la COVID-19.

Además, el 28 de noviembre último, el presidente de la Nación, Alberto Fernández, aclaró en el anuncio de extensión del Distanciamiento Social, Preventivo y Obligatorio (DISPO), que “la vacuna será gratuita, pero no será obligatoria”, porque “cada uno decide tomarla o no y si decide que se le suministre, ese suministro será gratuito y el Estado correrá con la erogación que eso signifique”.

Las vacunas no se fabrican a base de fetos ni tejido fetal

Sarno también relacionó la legalización del aborto, que se discute en el Congreso, con la supuesta forma de fabricación de las vacunas. “Uno de los componentes que me llegó que tiene la vacuna es el feto muerto de bebé caucásico de 14 semanas”, dice, lo cual también es falso.

Esta afirmación ya fue desmentida por el sitio de fact-checking AFP Factual (ver acá y acá). Chequeado también hizo lo propio a raíz de afirmaciones que formuló en el mismo sentido la médica Chinda Brandolino en una entrevista que brindó en el programa de Viviana Canosa que se emitía por Canal 9.

Meses antes, este medio también había desmentido publicaciones sobre vacunas, que indicaban que se elaboraban a base de fetos abortados, que son tóxicas y que producen autismo.

La vacuna no produce mutaciones genéticas

“A nosotros lo que nos quieren hacer es una mutación genética, inoculándonos un ADN de cualquier especie, incluso de estos fetos de los que estoy hablando […], que aparte se los comen en muchos casos, por eso se habla de una secta pedo-satánica y caníbal. Y elaboran estas vacunas y nos las venden”, dice la médica.

También sostiene que “van a usar ARN recombinante”, lo que significa, a su criterio, “que nos quieren inocular ADN de diferentes especies”, “ADN de mono, de perro, de gato, de rata, de lo que a ellos se les ocurra”.

Ambas afirmaciones son falsas.

Tal como se explica en varios estudios científicos internacionales (ver acá, acá y acá), las vacunas de ARN mensajero, como la del laboratorio Pfizer, son seguras porque no contienen agentes infecciosos y no pueden de ninguna forma interferir en la secuencia de ADN de nuestras células.

En esta nota del sitio peruano Salud con Lupa también se explica que las vacunas con moléculas de ARN no producen alteraciones genéticas.

Además, Mark Lynas, profesor visitante del grupo de la Alianza para la Ciencia de la Universidad de Cornell, Estados Unidos, explicó a la agencia Reuters que ninguna vacuna -no solo las de ARN mensajero- puede modificar genéticamente el ADN humano.

La ley para la contratación de vacunas no otorga inmunidad legal a los laboratorios

Sarno dice en el video que “hicieron votar una ley que les da inmunidad legal” a las farmacéuticas que fabrican las vacunas “por los efectos adversos posteriores durante 4 años a la aplicación de las vacunas”. Esto también es falso.

Como ya se explicó en esta nota de Chequeado, la Ley de Vacunas Destinadas a Generar Inmunidad Adquirida contra el COVID-19, sancionada el 29 de octubre último, declara “de interés público la investigación, desarrollo, fabricación y adquisición de las vacunas destinadas a generar inmunidad” contra esta enfermedad, en el marco de la emergencia sanitaria establecida por la Ley 27.541, de Solidaridad Social y Emergencia Pública, aprobada en diciembre último y ampliada por el Decreto 260/20.

Dicha ley no otorga inmunidad jurídica a las farmacéuticas sino que permite la prórroga de jurisdicción, lo que significa que, si hay un problema legal, éste puede resolverse en los tribunales del país o la ciudad que el contrato establezca.

La prórroga de jurisdicción, que puede o no estar incluida en los contratos, atañe a los eventuales litigios entre los Estados y las farmacéuticas, por ejemplo, por diferencias en la cantidad de dosis compradas y finalmente entregadas; problemas de distribución o demoras en los plazos establecidos en los contratos.

Pero la ley también alude a los posibles efectos secundarios en las personas: si una persona sufre efectos adversos, como consecuencia de la aplicación de una vacuna, puede iniciarle juicio a un laboratorio.

Al respecto, el artículo 2º de la norma establece que “en ningún caso la prórroga de jurisdicción podrá extenderse o comprender a terceros residentes en la República Argentina, sean personas humanas o jurídicas, quienes en todos los casos conservan su derecho de acudir a los tribunales locales o federales del país por cuestiones que se susciten o deriven de la aplicación de estos contratos”.

Los respiradores sí sirven para atender casos graves de COVID-19

La médica sostiene también que “la gente que se muere se muere porque le pagan al médico que está en el hospital para ponerle un respirador” y agrega: “Si yo a una persona que no tiene problemas respiratorios le agrego un respirador, lo mato. Hagan la prueba: de que si uno tiene, por ejemplo, una neumonía, una presión pulmonar, le mando presión… si a un globo se le manda más presión, va a explotar. Bueno, esto es lo mismo”.

Esto también es falso.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), alrededor de 1 de cada 6 personas con coronavirus desarrolla una enfermedad grave y tiene dificultad para respirar.

En esta nota de Chequeado, el médico Daniel Stecher, jefe de Infectología del Hospital de Clínicas, señaló que los pacientes “necesitan respiradores por insuficiencia respiratoria”. En esta otra nota de la cadena inglesa BBC se explica también que estos equipos “son la última esperanza para la mayoría de los pacientes más gravemente afectados por el nuevo coronavirus”.

El uso de los barbijos no produce cáncer

En el final de su video selfie, Sarno afirma que “hay millones de personas que andan con el barbijo” y que “el barbijo te mata”, “es igual al cáncer”, “es igual a la muerte”, y que “produce acidosis en el medio celular”, lo que significa que “estimula la multiplicación celular atípica y produce cáncer”. Esto también es falso.

En esta nota del sitio de fact-checking Bolivia Verifica se desmiente que los barbijos provoquen cáncer. Y en esta nota de Chequeado se explica por qué los barbijos sirven para prevenir el contagio de la COVID-19.

 

Si querés estar mejor informado sobre la pandemia, entrá al Especial Coronavirus.

Temas

1 Respuesta

Martin Javier 10 de agosto de 2021 a las 8:27 pm

Ponen como que es falsa la declaración de que la vacunacion sería obligatoria, pero ya hay muchos municipios que no habilitan a realizar trámites o prestar servicios sin la vacuna.

Valoramos mucho la opinión de nuestra comunidad de lectores y siempre estamos a favor del debate plural y del intercambio de datos e ideas. En esta línea, es importante para nosotros generar un espacio de respeto y cuidado, por lo que por favor tené en cuenta que no publicaremos comentarios con:
- insultos, agresiones o mensajes de odio,
- desinformaciones que pudieran resultar peligrosas para otros,
- información personal
- promoción o venta de productos.
Muchas gracias.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No, la foto del cartel con planes de financiación para comprar carne no fue tomada durante la gestión de Fernández Circula en Facebook una foto de una vidriera de una carnicería del supermercado Coto. Sobre esa vidriera se puede ver un cartel con el siguiente mensaje: “Estimado cliente: consulte planes de financiación”. Sobre la foto aparece la imagen del presidente Alberto Fernández, a quien le adjudican la responsabilidad de la presencia de ese cartel. Sin […]
No, este video no muestra una protesta masiva contra la vacunación en Austria Circula en Facebook un video que muestra a una multitud que supuestamebte protesta en Austria en contra de las medidas anunciadas recientemente por el gobierno de ese país para promover la vacunación y prevenir los contagios por coronavirus. Sin embargo, esto es falso. El video corresponde a una celebración deportiva ocurrida en noviembre de 2019, […]